Menu



Las cinco innovaciones que cambiarán la vida en los próximos años

La lista fue elaborada por IBM y están referidas al tránsito, el uso del agua, los edificios, la seguridad y la salud, que se esperan sean más inteligentes. Algunas tendencias se podrían ver en Buenos Aires




IBM acaba de anunciar su Next 5 in 5 con las cinco innovaciones que tienen el potencial de cambiar la manera en que las personas viven, trabajan y se divierten en las ciudades de todo el mundo entre los próximos cinco y diez años.


Es la cuarta edición de esta publicación y en este caso toma como eje las invenciones en las ciudades, al notar que el mundo experimenta una urbanización sin precedentes.


De acuerdo a IBM, unas 60 millones de personas migran a ciudades y áreas urbanas cada año, es decir, más de un millón por semana. El año pasado, por primera vez en la historia, la mayoría de la población mundial pasó a vivir en las ciudades. En el caso de la Argentina, Buenos Aires tiene una densidad de población que está en el orden de ciudades como París o Los Ángeles.


Durante los próximos cinco años, al infundir inteligencia en las ciudades, ellas cambiarán de la siguiente manera:


1) Las ciudades tendrán sistemas inmunológicos más saludables
Dada la densidad de su población, las ciudades permanecerán como cunas de enfermedades transmisibles. Pero en el futuro, los funcionarios de salud pública sabrán con precisión cuándo, dónde y cómo se diseminan las enfermedades, incluso qué barrios serán afectados después.


Los científicos darán a los funcionarios de la ciudad, hospitales, escuelas y lugares de trabajo, las herramientas para detectar, rastrear y prepararse mejor para las infecciones y para prevenirlas, tales como el virus H1N1 o la gripe estacional. Veremos el surgimiento del "Internet de la salud", donde la información médica anónima, contenida en registros electrónicos de salud, será compartida de manera segura para restringir la diseminación de las enfermedades y mantener a las personas más saludables.


2) Los edificios de las ciudades sentirán y responderán como organismos vivientes
Conforme más personas se muden a edificios en las ciudades a índices record, los edificios serán construidos inteligentemente. Hoy, muchos de los sistemas que constituyen un edificio -calefacción, agua, drenaje, electricidad- son gestionados de manera independiente.


En el futuro, la tecnología que gestione instalaciones operará como un organismo vivo que puede sentir y responder rápidamente, para proteger a sus ciudadanos, ahorrar recursos y reducir las emisiones de carbono.


Miles de sensores dentro de los edificios monitorearán todo, desde los movimientos y temperatura hasta humedad, nivel de ocupación y alumbrado. El edificio no simplemente coexistirá con la naturaleza, la aprovechará.


El sistema permitirá reparaciones antes de que cualquier cosa se descomponga, las unidades de emergencia responderán rápidamente con los recursos necesarios, y permitirá a los consumidores y dueños de negocios monitorear su consumo de energía y emisiones de carbono en tiempo real para que puedan emprender acciones para reducirlas.


En el caso de la Argentina, Buenos Aires tiene un desarrollo de infraestructura urbana superior al de otras urbes sudamericanas; los arquitectos hoy están empleando herramientas que contemplan el medio ambiente, y la racionalización de la energía y el agua .


3) Los automóviles y los colectivos funcionarán sin combustible
Los vehículos comenzarán a funcionar con nuevas tecnologías de baterías que no necesitarán ser recargadas por días o meses.


Los científicos y asociados de IBM están trabajando en el diseño de nuevas baterías que harán posible que los vehículos eléctricos viajen de 480 a 800 kilómetros con una sola carga, una cantidad mayor en relación a los 80 a 160 kilómetros que realizan actualmente.


También, las redes de suministro eléctrico inteligentes de las ciudades podrían hacer posible que los automóviles se puedan cargar en lugares públicos y usar energía renovable, de manera que ya no dependan de plantas que funcionen con carbón.


Durante un encuentro celebrado en Buenos Aires, se remarcó que la Ciudad tiene tres millones de habitantes, cifra que se duplica de lunes a viernes cuando la gente que ingresa a la ciudad a trabajar.


Esto genera una necesidad de lograr un mejor desarrollo de los sistemas urbanos. Algunas de las posibilidades que se mencionaron como para comenzar a trabajar con este tema, tienen que ver con el uso de tecnologías por radiofrecuencia como los sistemas de cobro por uso en autopistas o de patente electrónica, que sirvan no sólo para aliviar la congestión en los accesos sino también para generar fondos que se vuelquen al sistema de transporte público y privado,el cual requiere una inversión fuerte para incrementar su capacidad y cobertura.


4) Los sistemas más inteligentes saciarán la sed de las ciudades y ahorrarán energía
Hoy, una de cada cinco personas no tiene acceso a agua potable segura, y las municipalidades pierden una cantidad alarmante de agua preciosa -- hasta 50% de su suministro de agua por fugas en la infraestructura.


Sumado a esto, se espera que la demanda de agua se incremente seis veces en los próximos 50 años. Para lidiar con este desafío, las ciudades instalarán sistemas de agua más inteligentes que podrían permitirles reducir el desperdicio debido a fugas en tuberías hasta en un 50%.


Las ciudades también instalarán sistemas de drenaje más inteligentes que no sólo prevendrán la contaminación en ríos y lagos, sino que también purificarán el agua para hacerla potable.


Las tecnologías avanzadas de purificación de agua ayudarán a las ciudades a reciclar y reutilizar el agua localmente, reduciendo la energía usada para transportar el agua en hasta un 20 por ciento.


Los medidores y sensores interactivos serán integrados en sistemas de energía y agua, proporcionándole al ciudadano información precisa en tiempo real acerca de su consumo de agua de manera que usted pueda ser capaz de tomar mejores decisiones acerca de cómo y cuándo usar estos valiosos recursos.


5) Las ciudades responderán a las crisis, incluso antes de recibir una llamada telefónica de emergencia
Las ciudades serán capaces de reducir e incluso prevenir las emergencias, tales como los crímenes y los desastres. IBM ya está ayudando a las agencias policíacas a analizar la información adecuada en el momento adecuado, de manera que los servidores públicos puedan emprender acciones proactivas para evitar el crimen.

Read more http://www.pymeyemprendedores.com/2010/01/las-cinco-innovaciones-que-cambiaran-la.html

volver arriba

Comentarios